entrevista de trabajo

Qué vestir para una entrevista de trabajo

Ya te llegó el momento y finalmente irás a una entrevista de trabajo con la esperanza cierta de que conseguirás el cargo para el que te has postulado. Aunque la emoción es parte del proceso, es importante “pensar con sangre fría” todos las estrategias que implementarás para alcanzar el objetivo y en esto, no solo está involucrado el conocimiento y la capacidad que tengas para el puesto, sino algunos otros factores sencillos como la forma de vestir e incluso, los colores. 

Así como lo lees, estos pequeños detalles pueden llegar a marcar la diferencia, ya que por ejemplo, no sería nada adecuado presentarse a la entrevista con un traje que pudiera parecer que está hecho con tela para cortinas. Sería un total desatino y proyectar una experiencia fuera de lugar. 

Es por ello que queremos ofrecer algunos consejos prácticos y efectivos para que des esa primera buena impresión que, de seguro, te sumará muchos puntos a la hora de que tus empleadores evalúen si eres o no, la persona ideal para ocupar el puesto que están ofreciendo. 

Consejos sobre qué vestir en una entrevista de trabajo

1.- Investiga si la empresa tiene algún código de vestimenta. Si conoces a alguien que trabaje allí puedes preguntarle cómo suelen vestir. 

2.- Algunas decisiones terminarán por ser obvias, ya que también se trata de decir, a través de tu ropa, cuál es tu especialidad o tus capacidades. Si eres un contador, administrador o abogado, lo ideal sería ir con un atuendo formal, pero si tu cargo es como creativo (diseñador, editor o fotógrafo) lo que se espera es un atuendo más relajado. 

3.- Lo  importante es que te sientas cómodo con lo que llevas puesto, porque no se trata de disfrazarte de alguien que no eres. Procura llevar un outfit que proyecte tu personalidad laboral. 

Los colores

4.- Lo más adecuado es llevar prendas con colores neutros, nada muy llamativo. Para los hombres, algunos colores ideales son el azul, blanco o gris y, en el caso de las mujeres los colores blanco, celeste, negro o beige están muy bien. 

5.- También para los hombres, lo más adecuado es usar una camisa y no una camiseta y para las mujeres, las opciones son más amplias, solo ten en cuenta evitar minifaldas o prendas de vestir muy ajustadas. Usar manga larga en lugar de tirantes será lo más acertado.

Los zapatos

6.- Sin duda alguna, los zapatos son un complemento clave en cualquier atuendo y el dicho que de que “al hombre se le conoce por sus zapatos” en un entrevista de trabajo suele contar mucho. Deben estar muy limpios y en el caso de las mujeres, lo más conveniente es usar zapatos cerrados y no sandalias y, en el caso de que lleves un vestido, sin importar la época del año, preferiblemente usa medias. 

Joyas

7.- En el caso de las chicas, evita llevar muchas joyas. Recuerda una consigna de la moda que se ajusta muy bien en este caso “menos es más”. Así que unos pendientes y un par de anillos, sería suficiente. En hombres, si sueles usar pendientes o piercing, por favor, quitátelos para ir a la entrevista aunque luego, entrando en confianza, una vez hayas obtenido el puesto, verás si puedes volver a colocarlo. 

Peinados

8.- Los hombres deben ir bien afeitados y peinados y con los accesorios justos, es decir, un reloj y un buen cinturón y las mujeres procuren no exagerar con el maquillaje y no usar perfume, o por lo menos, no uno muy intenso. Procura además no llevar las uñas de un color muy llamativo. 

Solo recuerda que al final, proyectar un buen ánimo y seguridad, serán el sello determinante para alcanzar el éxito con tu primer empleo.