tipos de libertad

¿Cuáles son los tipos de libertad que existen?

Siempre que mencionamos el término libertad, muchos son las ideas que se vienen a nuestra mente. Asociamos la libertad con muchos términos,   como la soltería, o la solvencia económica, o no estar privado de libertad, o simplemente no tener ataduras.

Cuando analizamos el término libertad, es importante analizar primeramente cuales son los factores que nos hacen sentir esclavos, cohibidos, presos, o privados de libertad.

Algunas personas incluso, con frecuencia mencionan que no quieren formar una familia, o tener hijos, ya que lo más bonito es estar libres. Otros por su parte,Se considera que sus aportes han sido bastante favorables para la humanidad, a tal punto que, en la actualidad, siguen siendo objeto de estudio,En cambio, otro grupo de personas afirman que deben trabajar fuerte ahora, para en el futuro tener la libertad que anhelan.

En otro ámbito, aparece la libertad para expresar libremente nuestras ideas, o manifestar sin tantos rodeos nuestros pensares. Esto, en países democráticos, donde gobierna la libertad de expresión. También aparece en este ámbito, la libertad de culto, que no es más que la libertad de escoger en qué creer.

Origen de la Libertad

Al intentar hablar de un origen para el término libertad, debemos estar conscientes que la libertad fue un regalo que nos dejó Dios, el creador, al darnos la oportunidad de poder escoger qué camino tomar. Para los creyentes, esto recibe el término de libre albedrío. Es esa capacidad de escogencia. Es poder decidir, para bien o para mal, que hacer, que comer, que trabajar, que estudiar.

Aunque si bien es cierto, hay cosas sobre las que no podemos decidir, como el color de nuestra piel, o nuestra estatura, pero lo que sí es verídico, es que en todo lo demás, nosotros somos los encargados de decidir, ya que Dios nos dio la libertad de decidir qué hacer.

tipos de libertad

Significado real de la Libertad

Empecemos por comprender que la verdad, nos libera. Con frecuencia, al hablar de libertad, muchos términos vienen a nuestra mente, pero es necesario entender que el inicio de la libertad, está en el conocimiento de la verdad. Muchas veces nos sentimos esclavos a un trabajo, que nos ofrece tranquilidad, y aparentemente la libertad económica que deseamos tener, pero nos priva de tiempo para disfrutar de tal libertad económica. Tras conocer la verdad, que los días no retroceden, el tiempo avanza y el momento es hoy, muchos han decidido prescindir de ese trabajo que ofrece libertad financiera, pero priva de tiempo de calidad con la familia, para trabajar en pro de otra libertad, la libertad plena.

En las relaciones de pareja, resulta más complicado hablar de libertad, ya que muchos consideran que la única forma de sentirse libre es estando soltero. La verdad nos libera. No necesitamos estar solteros para estar libres. Cuando se ama, cuando realmente se ama, se es totalmente libre, a tal punto que puedes ser quien eres, desarrollar tu vida con total normalidad, sin que eso afecte tu relación, porque la vida en pareja es apoyo mutuo, comprensión, y  sobre todo aceptación.

Y así, una a una, se pueden desmentir todos los mitos referentes a la libertad, y lo que ser libre representa.

Tipos de Libertad

Resulta un tema bastante complicado hablar de un número exacto para los tipos de libertad, pero a continuación se presentan los tipos de libertad más conocidos y que realmente necesitan ser comprendidos a cabalidad.

Libertad de Culto: es la capacidad de poder escoger qué creer. Esto aplica para países democráticos, donde sus habitantes tienen la libertad de decidir la religión que quieren profesar, sin actos de discriminación religiosa. Todos los niños, primordialmente ellos, por no poseer una conciencia sobre el tema, deberían tener la libertad de escoger en qué creer, y no ser inducidos a una religión, solamente por costumbre familiar.

Libertad de Expresión y manifestación: es sencillamente la capacidad de expresar tus ideas, sentimientos y emociones libremente, sin represión, ni ningún tipo de inhibiciones al respecto. Igualmente aplica para países donde gobierna la democracia, y todos y todas sus habitantes pueden expresarse sin perjuicios algunos.

Libertad de elección: también conocido como libre albedrío, es la capacidad de escoger qué decisión tomar, o hacia dónde dirigir nuestra vida.

Libertad de opinión: aun cuando todos podemos opinar en cualquier tema, a nuestro juicio o criterio, no siempre está permitido emitir dicha opinión. La libertad de opinión, es la capacidad de emitir lo que a nuestro criterio y juicio propio es la esencia del asunto que se está tratando.

Libertad interna: esta entre en juego en lo íntimo, en donde no puede ningún agente externo tener parte, y depende únicamente de nuestro ser, de lo equilibrado que seamos, y que tan sano está nuestra autoestima. La libertad interna, produce en nosotros esa sensación de plenitud, gratitud y, sobre todo, nos impulsa a ir por aquello que deseamos, ya que tenemos la libertad para alcanzarlo. Entra también en juego, la libertad de conciencia, cuando se habla de libertad interna, y esta, no es más que el conocimiento que tenemos sobre nosotros mismos. No hay mejor pastilla para dormir, que una conciencia tranquila, y esta tranquilidad, y más allá de eso, esa paz, solamente puede provenir de la libertad. De no tener ataduras.

Libertad externa: esta hace mención a todo lo externo, que tiene la capacidad de privarnos o liberarnos. Aquí entran en juego las leyes y reglamentos propios de nuestra localidad que, tras su ruptura o violación, podría poner en tela de juicio nuestra libertad.